lunes, 22 de julio de 2013

Procesos vía semi-seca y semi-húmeda

El material de alimentación se consigue añadiendo o eliminando agua respectivamente, al material obtenido en la molienda de crudo.
Se obtienen "pellets" o gránulos con un 15-20 % de humedad que son depositados en parrillas móviles a través de las cuales se hacen circular gases calientes provenientes del horno. Cuando el material alcanza la entrada del horno, el agua se ha evaporado y la cocción ha comenzado.
En todos los casos, en el interior del horno la temperatura va aumentando hasta alcanzar los 1500ºC. A esta temperatura se producen complejas reacciones químicas que dan lugar al clínker.
Para lograr la cocción de la materia prima y el clinker, el horno debe llegar a una temperatura alrededor de 2000ºC, en algunos casos cuenta con una llama secundaria situada en la cámara de combustión, que se encuentra en la torre del pre calentador. Estas llamas se alimentan de gas como combustible
Cuando sale del horno, el clinker es introducido en un enfriador que reduce su temperatura de 1450ºC a los 100ºC. El aire caliente generado en este dispositivo es reutilizado en el horno mejorando así la eficiencia energética. Las cementeras nacionales que producen clinker tienen ésta modalidad de trabajo.
El proceso de producción de clinker adoptado por las cementeras en el país es por vía seca.

1 comentario: