domingo, 15 de marzo de 2015

COBOCE e ICCO impulsan una planta de lácteos en Capinota

potenciar la producción lechera de la región. La Cooperativa Boliviana de Cemento, Industrias y Servicios (COBOCE Ltda.) firmó el pasado viernes un convenio con la organización holandesa para el desarrollo ICCO Cooperación Sudamérica, con el fin de instalar una planta de derivados lácteos y otros proyectos productivos y educativos, enmarcados en el programa de Responsabilidad Social de COBOCE.

Este emprendimiento es coordinado con las organizaciones y autoridades municipales de Capinota, quienes indicaron que se sumarán con una contraparte, luego de realizar los trámites correspondientes.

La iniciativa responde a una necesidad sentida de la población, cuya vocación -eminentemente agrícola- se ve limitada por la falta de inversiones.

Actualmente, los lecheros entregan cada día 9.500 litros de su producto a una empresa procesadora, pero quedan alrededor de 5 mil litros que las familias deben convertir en quesillo.

“La empresa de leche muchas veces nos rechaza el producto. Ahora no tendremos más limitaciones”, dijo el representante del módulo lechero de Charamoco Jhonny Arce.

En la nueva planta se desarrollarán productos como yogur y queso, que tendrán como destino el desayuno escolar para las unidades educativas de la región. “Para nosotros es un sueño que deseamos cumplir y estamos muy optimistas”, acotó el dirigente lechero.

Desde Charamoco hasta Capinota existen alrededor de 300 productores lecheros, asociados en la Federación de Productores Lecheros del Valle Bajo, informó Arce.

“A medida que el tiempo pasa, la población aumenta y requiere otras inversiones”, expresó el alcalde de Capinota Sinforiano Paniagua.

Los proyectos serán desarrollados en el marco del programa de Responsabilidad Social (RS) que promueve los principios y valores cooperativos.

En este sentido, el proyecto contará con el apoyo técnico de expertos que brindarán la capacitación en temas de manejo del ganado, corrales y heniles, entre otros.

La instalación y producción en la planta contará además con todos los permisos y registros exigidos por norma.

“Se seguirá el modelo cooperativo, con responsabilidad social y cuidado del medio ambiente”, destacó el gerente de Sistemas de Gestión y Cooperativa de COBOCE Ltda., José Luis Rendón.

Para este trabajo, la complementariedad y experiencia entre COBOCE e ICCO son los principales potenciales. La unidad de COBOCE Cemento tiene más de 40 años produciendo e impulsado el desarrollo humano, económico y social de la comunidad que la acogió.

Por su parte, ICCO, con 50 años de experiencia en 40 países, ha desarrollado innumerables proyectos productivos que promueven los principios de igualdad, equidad y responsabilidad.

“Queremos que esta iniciativa nazca como una cooperativa tan pujante como sus socios quieran”, auguró el gerente general de COBOCE Ltda., Iván Villca.

“Queremos que sea la mejor industria lechera del país”

El presidente de la Asociación de Productores de Leche de Charamoco, Gustavo Mamani, expresó que la expectativa de su sector es que la planta de derivados lácteos, que se instalará en Capinota, sea la mayor y mejor empresa de leche del país.

“Queremos que sea la mejor industria de leche del país”, anunció Mamani, en el acto de la firma del convenio entre COBOCE Ltda. e ICCO, que unieron sus esfuerzos con la Alcaldía capinoteña para hacer realidad este sueño.

El dirigente destacó que su sector tiene todas las condiciones para conseguir su propósito. “El Valle Bajo de Capinota tiene un potencial altísimo, nuestros terrenos son aptos y nuestras vacas reciben el mejor alimento”, señaló.

En Capinota, según explicaron los dirigentes, existen tres generaciones herederas de una amplia tradición lechera que aguardan una oportunidad para desarrollar al máximo su producción.

“Tenemos mucho para dar, pero hemos sido abandonados por las autoridades. No obstante, poco a poco los hijos estamos emprendiendo y levantando este rubro”, acotó.

Entre los primeros planes de este sector es consolidar su planta de lácteos en la provincia para que, en unos años, los resultados de su esfuerzo puedan llegar a todo el departamento y, con el paso del tiempo, ser los primeros en Bolivia.

La planta de lácteos que será instalada en Capinota empieza a dar sus primeros pasos, identificando como su mercado inicial las unidades educativas para el desayuno escolar.

Uno de los deseos que motiva a los productores es consolidar una empresa cooperativa. “No queremos depender de nadie y que los recursos se queden en Capinota”, dijo, al expresar su entusiasmo en el inicio este desafío.

“Esperamos recibir apoyo, no solo de autoridades departamentales sino nacionales, como del compañero Evo Morales”, acotó Mamani.

El proyecto incluye asistencia técnica en producción de hortalizas y frutas, e implementación de un vivero forestal y frutícola.

Proyecto inclusivo y cooperativo para mujeres y jóvenes

En los casi 50 años de trabajo de COBOCE Ltda., las mujeres y jóvenes han sido y son parte fundamental del plan de Responsabilidad Social (RS) que impulsa el desarrollo humano y social basado en los principios y valores cooperativos.

Es así que a partir del convenio firmado con la organización para el desarrollo ICCO Cooperación Sudamérica y la coordinación con el municipio de Capinota, mujeres y jóvenes participarán en proyectos productivos y educativos.

Las mujeres podrán definir, en función de sus necesidades, los emprendimientos que deseen desarrollar. “En ICCO tenemos experiencias exitosas en gastronomía, costura, repostería”, citó el oficial de Programas de ICCO, José Luis San Miguel.

La capacitación en temas de derechos y educación en valores será transversal a las actividades de desarrollo social y económico para este sector.

En relación a la población joven de Capinota, los estudiantes podrán optar a becas de estudios y deportes.

“Queremos apoyar el conocimiento y formación de los jóvenes para garantizarles un futuro de éxito”, explicó el gerente de Sistemas de Gestión y Cooperativa de COBOCE Ltda., José Luis Rendón.

La perspectiva en este ámbito de acción es otorgar a los jóvenes la posibilidad de continuar su profesionalización, ya sea a nivel técnico o superior. La formación muchas veces se ve coartada por limitaciones económicas.

En el ámbito de los deportes, los padres de familia de estos jóvenes están espectantes de que en Capinota se pueda cultivar un semillero de deportistas destacados, que puedan representar al departamento y al país en competencias de renombre.

En la provincia existen dos escuelas de fútbol, una en Capinota y otra en Irpa Irpa, donde los jóvenes dan sus primeros pasos en el campo deportivo.

La inversión prevista para esta y las otras iniciativas productivas contará con un apoyo económico de casi un millón de dólares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario