viernes, 13 de octubre de 2017

Autoridades identifican fábricas ilegales de cemento cola en funcionamiento

El Gobierno Autónomo Municipal de Oruro (GAMO), analizará la sanción a la que serán sujetos los responsables implicados en el funcionamiento ilegal de fábricas de cemento cola en la ciudad. Producto de una inspección conjunta se llegó a evidenciar la inexistencia de una autorización, más aun considerando el empleo de agregados recolectados de distintos sectores.

Esta inspección realizada en horas de la mañana de ayer, abarcó gran parte de la zona de San Pedro en el Norte de la ciudad. Se logró ingresar al interior de tres lugares clandestinos, cuyo interior albergaba depósitos de cemento cola listos para su comercialización, además de cantidades de arena que eran empleados para la elaboración rústica de este material.

"Mediante una denuncia de los vecinos del sector es que hemos llegado a tres lugares, el primero se encontraba en las faldas del cerro San Pedro, el otro es en el surtidor camino a La Paz, y el último llegando hacia la (urbanización) La Aurora, ninguno de estos cuenta con padrón, lo que más nos llamó la atención era que si estas empresas estaban haciendo uso de las áreas de Cochiraya", afirmó el presidente de la comisión de Desarrollo Humano y Política Social del Concejo Municipal de Oruro, Max Cabrera

Luego de esta verificación se procedió a realizar el análisis de muestras de los agregados empleados, tomando en cuenta que todo el sector de los arenales de Cochiraya es protegido por una ley del Gobierno Municipal. A la conclusión de este procedimiento, el director de la unidad de Salud y Gestión Ambiental, Carlos Huayta, descartó esta hipótesis.

No obstante, las tres empresas fueron notificadas bajo comparendo directo desde la unidad de Defensa al Consumidor, además de proceder al decomiso de gran parte de los productos que estaban listos para su venta, aguardando por una determinación desde la unidad de Asuntos Jurídicos de la alcaldía quien dará a conocer la sanción correspondiente.

"Entre las personas que estaban adentro, indicaron que funcionaba entre 6 y 8 meses sin documentación, entonces ahora corresponde al Gobierno Municipal ver qué acciones van a tomar, puesto que los dueños han sido notificados", añadió la autoridad orureña.

En cuanto a la utilización de agregados se llegó a establecer que son arenas de río, pero también merecerá realizar un tratamiento por ser empleados de forma irregular de distintos sectores aledaños al cerro San Pedro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario