miércoles, 27 de noviembre de 2013

Soboce en emergencia por riesgo de nacionalización

Los ejecutivos y trabajadores de la Sociedad Boliviana de Cemento y de la fábrica El Puente salieron en conferencia de prensa para desmentir la denuncia de la Comisión de Senadores y se declararon en emergencia frente a la propuesta de estatizar o nacionalizar la empresa.

El secretario general de los trabajadores de la fábrica El Puente, Gilberto Corine, leyó el voto resolutivo aprobado por 300 obreros en una asamblea realizada el 21 de noviembre. El documento manifiesta la preocupación por la intención de querer nacionalizar la empresa.

En este sentido, los trabajadores se declaran en estado de emergencia porque pone en riesgo su situación laboral. Además, estarán en vigilia constante para defender su entidad laboral y no permitirán una intervención que va contra sus intereses.

En relación a la visita de la Comisión de Senadores, los ejecutivos criticaron el accionar de las autoridades nacionales porque no pasaron por la planta El Puente, tampoco conversaron con los gerentes para recabar información del proceso de adjudicación de la fábrica.

Proceso de licitación

Por su parte, el gerente general de Soboce, Armando Gumucio, explicó que la Ley de Privatización se promulgó en 1992 y la fábrica de cemento El Puente fue transferida a finales de 1996. Aseguró que en ese momento no hubo participación de Samuel Doria Medina en el Gobierno Nacional.

En ese año Soboce participó en una licitación internacional convocada por el Ministerio encargado de la privatización. En la cual se presentaron tres empresas que tuvieron la oportunidad de visitar las instalaciones de la fábrica y establecer las valoraciones. Es decir, que cada uno le dio un valor y presentó su oferta.

Mencionó que la oferta más alta fue de Soboce ya que propuso 15.7 millones de dólares, la segunda empresa fue de Perú y ofertó 9.6 millones de dólares y la tercera fue Duralit de Cochabamba con capitales colombianos y ofreció 6.5 millones de dólares.

“La oferta de Soboce triplicó el precio mínimo que fue recomendado por una consultora española que fue contratada por la Prefectura de ese entonces –dijo Gumucio- Además, la oferta de Soboce superó en un 64 por ciento a la oferta de la empresa de Perú y un 142 por ciento a la propuesta de Duralit”.

En este sentido, el ejecutivo afirmó que Soboce actuó de manera transparente en ese momento y se presentó como cualquier otra empresa a una licitación pública internacional porque pagó por lo que creyó que valías los activos de la fábrica en base a los estudios de factibilidad. Además recordó que no hubo ninguna impugnación de ninguna institución.

Regalías y gasoducto

El gerente general indicó que Soboce paga las regalías de acuerdo a las leyes vigentes aprobadas por el Estado. Mencionó que toda la región de El Puente tiene piedra caliza para que existan varias fábricas de cemento. Por lo tanto, para producir 280 mil toneladas de cemento se necesita 280 mil toneladas de piedra, y el costo de una tonelada está alrededor de 23 bolivianos, es decir 3 dólares.

En este sentido, dijo que la empresa paga 800 mil dólares por toda la materia prima. Lo que se cobra de la producción minera va a la Gobernación y al Municipio.

En relación al gasoducto que lleva gas a la fábrica, Gumucio señaló que no solamente es a la empresa sino también abastece a Iscayachi, El Puente, Camargo, entre otras comunidades cercanas.



LOS DATOS

Los ejecutivos reclamaron a la Comisión de Senadores porque no visitó la fábrica.
Los 300 trabajadores se declaran en estado de emergencia y permanente vigilia.
Soboce asegura que su oferta fue la mejor del proceso de licitación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario